Proyecto

El primer compromiso es el medio ambiente. El segundo crear empleo. El tercero combinar los dos anteriores. Nunca antes he estado tan segura de algo en mi vida.

En mis muchas asistencias a todo tipo de ponencias sobre emprendedores, sobre nueva empresa, sobre creación de ideas, sobre puesta en marcha, entre muchos otros temas, yo tomaba nota de los muchos problemas que los asistentes se encontraban.

Despues de más de un año intentando leer las señales que me encontraba, decidí que debía escuchar esas señales y orientar mi proyecto empresarial hacia el mundo de la agricultura.

Antes de tomar esa decisión, yo estaba segura de que quería crear una nueva empresa, aunque no tenía muy claro en que sector, hice infinidad de proyectos, del sector de la hostelería, del sector comercial, del sector inmobiliario, etc. Pero ninguno me convencía.

Los diferentes Proyectos en su desarrollo se bloqueaban en los más diferentes absurdos; o no había demanda, o la inversión inicial era desorbitada, o no tenía margen de maniobra, … me encontré de todo.

Pero sobretodo, el bloqueo más importante lo encontré en las administraciones, jamás pensé que no venir de una familia adinerada, fuera la principal barrera a cualquiera de mis ideas.

Eso fue lo más doloroso, saber que por muy extraordinarios que fueran mis cálculos financieros, mis previsiones, la viabilidad del proyecto, o la idea, nada importaba, porque las administraciones no se van a poner de tu lado jamás, ni las entidades de crédito privadas o públicas, ni las entidades para nuevos emprendedores que sobreviven gracias al sustento de los impuestos de todos, ni los avalistas que viven exclusivamente del heraldio que aportan todos los españoles.

Finalmente decidí que a pesar de todo, ni mi procedencia humilde, ni la negativa de todas las administraciones, ni las mentiras que todos ellos dicen para justificar su decisión, van a evitar que yo consiga mi objetivo.

Por ese motivo, y por los anteriores, quiero encontrar financiación para mi proyecto, para dar una segunda oportunidad a los terrenos del rural en abandono, para dar una segunda oportunidad a las personas sin estudios (que tienen muy dificil acceder al mercado laboral), para dar un nuevo giro a la empresa agraria, con más tecnología, con más productividad, con más rentabilidad y para generar productos frescos y saludables, desde mi tierra, desde Galicia, por todo ello no voy a desistir.